DESCUBRA UN CLÁSICO

CHAQUETA ORIGINAL

Un clásico atemporal

La chaqueta Bel Teba, impecable y práctica a partes iguales, se ha convertido en icono de la indumentaria masculina gracias a su estilo atemporal, la maestría de su confección y la versatilidad de los tejidos con los que cada prenda es reinterpretada por nuestros sastres.

Un clásico atemporal

La chaqueta Bel Teba, impecable y práctica a partes iguales, se ha convertido en icono de la indumentaria masculina gracias a su estilo atemporal, la maestría de su confección y la versatilidad de los tejidos con los que cada prenda es reinterpretada por nuestros sastres.

Esencia reinterpretada

Cada chaqueta Bel Teba es única, fiel a su esencia y a la vez reinterpretada para adaptarse al hombre que la luce, a las diferentes ocasiones en que la viste y a las estaciones del año.

Esencia reinterpretada

Cada chaqueta Bel Teba es única, fiel a su esencia y a la vez reinterpretada para adaptarse al hombre que la luce, a las diferentes ocasiones en que la viste y a las estaciones del año.

LOS DETALLES DE UN CLÁSICO

Tejidos de calidad excepcional

Pura lana virgen, seda, cashmere, lino o ante. Cada tejido hace única a cada prenda y se adapta de manera singular al gusto del cliente.

LOS DETALLES DE UN CLÁSICO

Tejidos de calidad excepcional

Pura lana virgen, seda, cashmere, lino o ante. Cada tejido hace única a cada prenda y se adapta de manera singular al gusto del cliente.

LA CHAQUETA BEL TEBA TRANSITA CON SOLTURA ENTRE LA COMODIDAD Y LA ELEGANCIA, GRACIAS
A SU CORTE SIN ESTRUCTURA, LOS PUÑOS CAMISEROS Y LA LÍNEA LIMPIA DE SU SOLAPA CONTÍNUA QUE OFRECEN MÁXIMA VERSATILIDAD.

La chaqueta Bel Teba transita con soltura entre la comodidad y la elegancia, gracias a su corte sin estructura, los puños camiseros y la línea limpia de su solapa continua, que ofrecen la máxima versatilidad.

LA CONFECCIÓN

Impecable confección

La técnica y el buen hacer de nuestros sastres han convertido a la chaqueta Bel Teba en un clásico atemporal que viste a distintas generaciones, adaptándose a la singularidad de cada una de ellas.

LA CONFECCIÓN

Impecable confección

La técnica y el buen hacer de nuestros sastres han convertido a la chaqueta Bel Teba en un clásico atemporal que viste a distintas generaciones, adaptándose a la singularidad de cada una de ellas.

LA PERSONALIZACIÓN

Sastrería artesanal

Todas y cada una de las chaquetas Bel Teba están confeccionadas de manera artesanal y con el mayor esmero, como se ha venido haciendo desde su origen. Una a una y sin ningún proceso industrial.

LA HISTORIA

Una prenda legendaria

La historia de esta prenda de caza comienza con una chaqueta realizada para S.M. el Rey Alfonso XIII. El Rey regaló esta chaqueta al joven Don Carlos Mitjans y Fitz-James Stuart, Conde de Teba, apodado “Bunting”, cazador extraordinario y premiado tirador.

Años más tarde, en 1943, durante una cacería en “Camarenilla” en la que se encontraban el Conde de Teba, el Conde de Caralt y Don Enrique Maier, encargaron a éste último que pidiera a Bel y Cía que reprodujera la deseada chaqueta. Bel y Cía disponía de sus medidas pues los tres ya eran clientes.

Desde entonces, la chaqueta Bel Teba ha evolucionado muy ligeramente. De hecho, la esencia de esta chaqueta de caza permanece inalterada con sus distintas versiones de tejidos para invierno y verano.

LA PERSONALIZACIÓN

Sastrería artesanal

Todas y cada una de las chaquetas Bel Teba están confeccionadas de manera artesanal y con el mayor esmero, como se ha venido haciendo desde su origen. Una a una y sin ningún proceso industrial.

LA HISTORIA

Una prenda legendaria

La historia de esta prenda de caza comienza con una chaqueta realizada para S.M. el Rey Alfonso XIII. El Rey regaló esta chaqueta al joven Don Carlos Mitjans y Fitz-James Stuart, Conde de Teba, apodado “Bunting”, cazador extraordinario y premiado tirador.

Años más tarde, en 1943, durante una cacería en “Camarenilla” en la que se encontraban el Conde de Teba, el Conde de Caralt y Don Enrique Maier, encargaron a éste último que pidiera a Bel y Cía que reprodujera la deseada chaqueta. Bel y Cía disponía de sus medidas pues los tres ya eran clientes.

Desde entonces, la chaqueta Bel Teba ha evolucionado muy ligeramente. De hecho, la esencia de esta chaqueta de caza permanece inalterada con sus distintas versiones de tejidos para invierno y verano.

Producto agregado a la lista de deseos